El Masala Chai de la India: un país y su sabor

El Masala Chai es mi té preferido en el mundo, quizás porque me remite a mi querida India. Desde mi cuarto viaje por el país, los invito a prepararlo con un chef de Varanasi! 

En este momento me encuentro viajando por India en un proyecto del que tengo el honor de ser fundadora y creadora: India Yogi Tour. Consta de un viaje alrededor de India recorriendo los lugares y rincones típicos de este país con el agregado especial de conocer a mi Maestro de Yoga: Chidananda, estudiar con él y realizar (los que se formaron en la escuela de Argentina) el profesorado de Yoga. 

Esta es una experiencia única y muy movilizadora tanto para los que viajan por primera vez y para mí, que ya es la cuarta vez que la vida me regala la oportunidad de visitar este maravilloso país. 

En este viaje vamos vivenciando muchas cosas: comida originales del país, los colores inmensos y profundos en cada calle que visitamos, el privilegio de presenciar ceremonias majestuosas como la que se ofrece al Río Ganges en la ciudad de Varanasi, una de las más antiguas del mundo.

Esto recién comienza:  han pasado sólo 15 días recorriendo el Norte, pero aún nos queda un mes de Yoga en Mysore, al sur del País. 

Particularmente me gustan mucho los sabores que se pueden degustar en toda India. De norte a sur hay algunas diferencias en los preparados, quizás en la composición de la especias. Un ejemplo de esto es el Masala Chai, un té típico de aquí. 

Cuando visitamos una tienda o bien vamos caminando por las callecitas pequeñas de la ciudad y nos detenemos en algún puesto nos invitan a degustar un Masala Chai, un té tan especiado como exótico. En toda India se llama Chai al té común sin especias, pero si se pide Masala se trata de una bebida consistente, una mezcla de té con especias y hierbas aromáticas. Es muy consumida por las clases populares y uno puede adquirirla en las calles a través de los vendedores llamados chai wallahs.
Hoy en día, en algunos países e incluso aquí en India, se vende preparado para añadirle leche o agua caliente a gusto.
Si queremos probar el Masala Chai hecho por ellos mismos, debemos tener en cuenta que su preparado varía dependiendo de la región de India donde nos encontremos, pero vale la pena probarlos todos! Por ejemplo, la versión tradicional de masala chai usa las siguientes especias: cardamomo, clavo, pimienta, anís estrellado, jengibre y canela. En el oeste del país, no utilizan el anís o la pimienta negra, en cambio lo elaboran con té verde en lugar de negro y se añaden almendras, cardamomo, canela, clavo y en ocasiones azafrán.
En el hotel Ramada en la ciudad de Varanasi, donde me encuentro en este momento, el Chef Amet nos invitó a una degustación y a demostrarnos cómo lo preparan aquí. Los dejo en sus manos!